Apertura de sesiones ordinarias, Vuoto agradeció a los gremios y reconoció el acompañamiento de los concejales

Apertura sesiones vuoto 4

Ushuaia.- El intendente Walter Vuoto dejó inaugurado este mediodía el 32° período de sesiones ordinarias del Concejo Deliberante de la ciudad de Ushuaia. “No es posible seguir viviendo en un esquema de acumulación de algunos sectores sin inclusión social, vamos hacia una nueva Ushuaia”, comenzó diciendo Vuoto y expresó que eso implica grandes desafíos y el compromiso de “respetar todos, absolutamente todos, los intereses de la sociedad. Venimos a insistirle a la adversidad y vamos a insistir porque creemos en lo que hacemos, porque venimos a hacernos cargo de los problemas de nuestra ciudad”.
Anunció que estará enviando esta semana varios asuntos al cuerpo deliberativo y pidió que la problemática del transporte público esté en la agenda de la ciudad. “En los próximos días vamos a tener una reunión con la empresa, pero tenemos la decisión de que si la empresa no realiza la inversión que tiene que hacer para mejorar el servicio vamos a poner en funcionamiento la empresa municipal de servicios para solucionar de una vez por todas el problema de fondo. La respuesta a los problemas de los vecinos es más Estado y más política”, sostuvo Vuoto.
Diagnóstico
“Es muchísimo lo que hay que reorientar y estamos de acuerdo que hay que hacerlo, en algunos casos de manera gradual y, en otros, con urgencia y hasta el fondo”, dijo. “Sé que ustedes, señores concejales, también quieren un Municipio como institución de todos los vecinos, que esté próximo a sus necesidades a partir de brindar servicios de calidad.  No tenemos clientes, tenemos ciudadanos, vamos a gobernar, señores concejales, para los vecinos, para transformar la ciudad que elegimos, la ciudad que soñamos”, manifestó mirando a los concejales y antes de realizar un rápido diagnóstico sobre la situación en la que encontró el municipio.
Los servicios municipales estaban tercerizados, la situación laboral y de revista de un grupo importante de trabajadores estaba en riesgo, superado el porcentaje de contratados de acuerdo a lo establecido por el Convenio Municipal de Empleo y rotos los lazos de confianza con proveedores por deudas acumuladas.
“Desde que asumimos el 16 de diciembre, la decisión política fue de crecer y cerrar con la gente adentro, en medio de un desorden administrativo sin antecedentes hemos respetado a los empleados de planta permanente, transitoria, contratados y pasantes” y agrego “Las irregularidades que encontramos ponían en riesgo a los mismos trabajadores, había más contratados que los que permite el Convenio Municipal de Empleo, y los pasantes, el sector más castigado de la administración municipal, no tenían ningún tipo de estabilidad laboral. Por ello, acordamos con los gremios modificar el Convenio Municipal de Empleo para empezar a ordenar y dignificar el trabajo hacia adentro, porque este espacio político respeta y hace respetar los derechos de los trabajadores. Iniciamos la gestión en diciembre con compromisos por asumir: pago de aguinaldo y deudas de varios meses reclamadas por los proveedores municipales. Y acá me quiero detener en un concepto: una de las cosas más graves que provocó la gestión anterior y que llevará tiempo recomponer es haber roto la confianza que todos los proveedores tenían cuando contraprestaban un servicio a la Municipalidad. Se financiaron una campaña a gobernador con la plata de las Pymes de Ushuaia. Ahora nos toca a nosotros recomponer el valor de la palabra y llevarles tranquilidad en el cumplimiento de los compromisos”, expresó.
Tras estimar que la deuda ronda los 150 Millones, Vuoto argumentó que “nos encontramos con una Municipalidad sin fondos, sin máquinas, sin herramientas y con una ciudad en muy malas condiciones. Tuvimos que acudir al Gobierno provincial para poder pagar el aguinaldo a fines de diciembre, recuperamos materiales en desuso en Servicios Públicos y salimos a bachear las calles con personal municipal y por administración”.
La Deuda Interna

“Sin embargo, ni el estado de las calles, ni la deuda financiera, son lo más complicado que heredamos. Lo más grave es la deuda interna, la deuda social, la nula presencia del Estado municipal en los sectores más desprotegidos de la ciudad. Por ello, comenzamos un trabajo a través de distintas áreas, de manera coordinada, para que por sobre todo, cientos y cientos de chicos se hicieran visibles en la ciudad”.
En este punto, el Intendente puntualizó que “cuando empezamos con las colonias en los barrios altos sólo cuatro de cada cien chicos pasaban la revisación médica y debo agradecer al Ministerio de Salud de la provincia que puso los profesionales para armar un plan sistemático de inclusión que nos permita atender a esos niños”.
Problemática de género
En lo que respecta a las problemáticas de género que atraviesan las mujeres que habitan en nuestra ciudad, el Municipio decidió no hacerse más el desentendido. “La construcción de comunidad es diaria porque un mundo mejor es también un cambio de prácticas, es modificar una larga concepción cultural sobre la mujer y respetar la dignidad del otro para visibilizar la trágica historia de violencia de género, un flagelo que se da puertas adentro, que atraviesa todas las clases sociales, que no tiene una sola forma, que no empieza de un día para el otro y que tiene que ver con una raíz social que debe ser eliminada y desnaturalizada”, dijo el intendente.
Quiero hacer un agradecimiento especial a la doctora María del Carmen Battaini (presidenta del Superior Tribunal de Justicia) porque está trabajando articuladamente y está guiando a la Secretaría de la Mujer y a nuestro cuerpo legal en esta problemática que tanto nos atañe y que hay que visibilizar y resolver. Y hay que resolverla desde el compromiso de todos los poderes del Estado, y también tiene que haber una construcción social que nos haga decir de una vez por todas ‘ni una menos’.
Medio ambiente
Formo parte de un proyecto colectivo que recupera el orgullo popular y profundiza derechos para los menos favorecidos. Gobernamos con sentido social, siempre nos encontrarán con los más humildes, siempre enfrentando los problemas con la decisión de resolverlos. La historia se reescribe permanentemente y ahora nos toca protagonizarla. Gobernamos con la responsabilidad de cambiar la realidad. Estamos para dar cuenta y resolver con gestión las demandas, los reclamos y los enojos que nos transmiten gran parte de los vecinos de Ushuaia por el estado en el que se encuentra la ciudad.
Ushuaia padece un desastre ambiental y acá ya no se trata de buenas intenciones, hay un problema gravísimo y hay que hacerle frente. Y como digo siempre, vengo a hacerme cargo de los problemas, no vengo a desentenderme por más que algunas sean atribuciones provinciales.
No hay tiempo para más diagnósticos, hay que tomar la decisión política de gestionar porque estamos frente a una situación gravísima de salud pública y con el futuro de nuestra principal industria económica (el turismo) seriamente comprometido.
Municipio presente
Tenemos la obligación de ofrecer respuestas públicas. El Municipio debe volver a ser prioridad de los vecinos, porque no hay ciudad sin liderazgo municipal. Vamos a establecer un diálogo permanente, en directo, cara a cara. Escuchando todas las voces, reclamos, denuncias, quejas y sugerencias. Y nuestro compromiso es primero dar una respuesta y luego una solución, porque estamos convencidos que ustedes mejoran nuestra gestión. Somos un Municipio de puertas abiertas, no habrá más funcionarios encerrados en sus despachos, debemos estar en permanente contacto con los trabajadores y con los vecinos, que sepan hacia dónde vamos, cómo vamos a hacerlo y qué esperamos de ellos.
Es imposible trasladar un modelo hacia fuera cuando no lo aplicamos adentro de la institución. Tenemos la decisión de impulsar junto a los trabajadores municipales ideas y propuestas innovadoras para luego sostenerlas con políticas públicas, respondiendo así a los intereses ciudadanos. Queremos hacerlo todo con ustedes, y lo queremos hacer bien. La ciudad donde nacieron y crecen nuestros hijos la debemos construir y mantener entre todos. Y este proceso se inicia a partir de escuchar y dar respuesta, con diálogo permanente pero también con política.
Problemática habitacional
Una de las primeras medidas que tomamos, transversal a la gestión, es el ordenamiento del suelo urbano. Y otra vez me pregunto por qué no se hizo esto en los últimos veinte años y la única respuesta que encuentro es que mejorar la vida de todos los que elegimos Ushuaia no estaba entre las prioridades de los que gobernaron.
Vamos a recuperar el tiempo perdido en Ushuaia, la historia debe cambiar y entre todos debemos reparar las divisiones del pasado. Tenemos que terminar con eso de ‘ellos y nosotros’, porque ‘ellos y nosotros’ somos lo mismo. Porque Ushuaia somos todos.
Decidimos terminar con un contrato millonario de una empresa disfrazada de cooperativa que hacía una custodia privada ineficiente de los espacios públicos. Los barrios irregulares crecieron cinco veces mientras esta empresa decía cuidar los espacios públicos y se transformaba en la Policía paralela de un Ejecutivo que decía desarmar los asentamientos que crecían un 500%.
Cuando decidimos cortar eso tuvimos la ayuda de la Gobernadora y de la Policía provincial. Sosteníamos que el Estado debía volver a manejar el crecimiento de la ciudad y el suelo urbano, y no hacerlo una empresa privada. Un Estado que tenía que recuperar la posibilidad de decirle a la gente para dónde había que crecer.
El objetivo es entregar hábitat, que no es lo mismo que entregar tierra. Hábitat es organización territorial, tendido de servicios y calidad de vida. Planificamos nuevas urbanizaciones apuntando a dar respuesta a la demanda insatisfecha, vamos a regularizar los barrios informales y también a generar suelo urbano para la gente inscripta en la demanda y que no pertenece a ningún tipo de organización. Y, por supuesto, trabajamos en la preservación de las tierras para evitar las ocupaciones.
Se trabaja en distintos proyectos de urbanizaciones y la intención es anunciar en el menor plazo posible un cronograma de disponibilidad de tierras. Y estamos redactando un proyecto de ordenanza que defina el orden de mérito para acceder a la tierra en el marco de la demanda habitacional. Se realizaron simulacros con la normativa actual respecto al puntaje de la demanda y nos encontramos con que había gente que iba a tener 10, 12, 15 y hasta 20 años de inscripción y que nunca iba a ser adjudicataria de tierra fiscal. Ese proyecto de ordenanza también se pondrá a consideración de los inscriptos, porque nuestra gestión no vulnera los derechos sino que los amplía.
En estos dos meses que nos tocó gobernar otra vez quiero destacar el apoyo de los vecinos de los barrios que nos están ayudando a preservar la tierra, en el entendimiento de que si la siguen ocupando y hasta tanto en los barrios no tengamos definido el tamaño de los lotes ni la trama circulatoria, será imposible regularizar. En este sentido, se realizan permanentes reuniones con referentes de barrios informales porque las acciones del Municipio apuntan a tener una Ushuaia planificada y con criterios de sustentabilidad.
Voy a detenerme unos minutos sobre lo sucedido hace algunas semanas en un intento de intrusamiento masivo, planificado, organizado, y alentado por quién sabe qué intereses políticos y económicos que quieren una Ushuaia para unos pocos.
Cuando hubo que tomar la decisión de reordenar tal vez algunos entendieron mal o tal vez nosotros comunicamos mal, cuando dijimos que íbamos a regularizar los barrios altos no hablábamos de que iba a haber piedra libre para todos ni decíamos que cualquiera podía ocupar. En esto quiero hacer un llamado a todos los dirigentes políticos y sociales, y más aún a aquéllos generadores de opinión que estuvieron interviniendo en el conflicto que fue la etapa más difícil de estos 50 días de gestión. Hubo muchos que quizás aprovechando la situación complicada que se daba alentaron lo que sucedía, cuando la decisión de ocupar que tomó un grupo de personas fue el resultado de un sistema que presionaba y que oprimía. En ese contexto el trabajo del Ministerio de Gobierno y de la Policía fue sumamente eficiente.
La decisión política es que a partir de ahora el Estado vuelva a manejar la tierra fiscal para generar hábitat y para generar inclusión. No se trata de unos y de otros, se trata de cómo crecemos entre todos y entre todas para lograr una Ushuaia con mayor equilibrio.
Entendemos, y por eso estamos trabajando con la arquitecta Teresa Fernández y su equipo desde la Secretaría de Hábitat, un área a la que jerarquizamos pese a las críticas porque entendemos que lo que hay que generar es la ruptura de la burbuja inmobiliaria que tanto mal nos hace y que tanto está presionando, y la rompemos generando mayor oferta, al mercado lo regulamos generando oferta.
Hasta cuándo vamos a seguir escondiendo los  problemas debajo de la alfombra o mirando para otro lado cuando en invierno hemos bajado pibes en estado de hipotermia, o cuando el Estado municipal en la anterior gestión no habría los caminos para poder llevarles los víveres necesarios. Hasta cuándo vamos a tener un Estado que piense solamente en unos pocos, hasta cuándo vamos a seguir sosteniendo esta burbuja inmobiliaria. La decisión política de este Ejecutivo es visibilizar este problema, el gran desafío de esta gestión es que en cuatro años la oferta pueda equiparar a la demanda, y en eso estamos trabajando fuertemente sabiendo además que tenemos el acompañamiento del Gobierno provincial.
Relación con la Provincia
La lógica política de los últimos años en esta provincia fue que el Ejecutivo municipal y el Ejecutivo provincial estén enfrentados.
Si hay alguien que defendió la autonomía municipal fue éste intendente estando sentado en su banca de concejal. Cuando el intendente Sciurano salió a correr se vino la ley 648 y yo me puse al frente de la autonomía municipal yendo a hacer una presentación a la Legislatura junto a los gremios municipales. La defensa que hago del Estado municipal no la hago hoy como intendente sino que la vengo haciendo desde que era concejal, no tuve ningún problema en tomar la decisión política de enfrentar a lo que tenía que enfrentar cuando tuve que defender esa autonomía.
La autonomía municipal está garantizada por este intendente, y también está garantizada por una gobernadora que piensa en cada uno de los municipios. Conozco el espacio político del que provengo y sé que está pensando en nosotros no solo cada vez que hay una articulación o que un ministro se pone a disposición de la gestión, si no también cada vez que nos baja recursos extraordinarios como pasó con los 20 millones de pesos para poder pagar el aguinaldo a los empleados municipales. Desde esa concepción es que duplicamos esfuerzos en el convencimiento de que hay que transformar.
Concejo Deliberante
Esta semana estamos mandando varios asuntos al cuerpo. Lo importante es que el transporte público esté en la agenda de la ciudad, y en eso vamos a trabajar en conjunto con el Concejo Deliberante. En los próximos días vamos a tener una reunión con la empresa, pero tenemos la decisión de que si la empresa no realiza la inversión que tiene que hacer para mejorar el servicio vamos a poner en funcionamiento la empresa municipal de servicios para solucionar de una vez por todas el problema de fondo. La respuesta a los problemas de los vecinos es más Estado y más política.
Gremios y concejales
Agradeció a los gremios municipales “que han tenido una paciencia enorme con nosotros y nos acompañaron; hemos discutido a partir de distintas posturas y visiones y nos animamos al desafío de las tensiones”, y también reconoció “el acompañamiento de los concejales y la visión de construir la ciudad, más allá de lo que uno piense en términos partidarios”, destacando en ese sentido que “es algo que hablamos en los viajes que hicimos a Buenos Aires con el concejal (Tomás)  Bertotto, a quien agradezco su predisposición para vincularnos con el Gobierno nacional para ver qué ayuda nos pueden dar.
Por último, el Intendente citó al ex presidente Walter Vuoto: “Si entre todos ponemos un poquito cerramos los números pero con la gente adentro, y ese es el gran desafío”.

¡Tu navegador está anticuado!

Actualiza tu navegador para ver esta página correctamente. Actualizar mi navegador ahora